19 dic. 2009

EN MI ALTAR


Cada día fraguo mi cuerpo en acero

e incorporo brillantes hebras de consciencia.

Apilando fruta madura y fragantes flores,

encendiendo velas rojas e incienso,

sirviendo té, arroz y vino.

Ungiendo con aceites aromáticos,

ofreciendo corazón y huesos,

el altar es mi yunque,

el sol y la luna el carbón,

la disciplina el martillo,

los pulmones los fuelles.

4 comentarios:

  1. Una maravilla para por tu espacio
    "los pulmones los fuelles"
    Precioso.
    Aprovecho para desearte felices fiestas...

    Saludos y un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  2. Un placer conocer tu blog.. te enlazo al mio para poder visitarte con mas frecuencia..

    Para estas fechas,con el aprecio, el respeto y admiración que les tengo y con el cariño que les siento, dejo estas humildes y sencillas palabras...

    ¨Navidad es el tiempo de la nostalgia, de cuando niño, corría por el cielo, creciendo se perdieron las estrellas, que iluminaba de ilusión el provenir, de sueños, de ternura y cariño.
    Ya mayor renace la esperanza con los hijos, compartiendo la ilusión de iluminar el firmamento de cariño, y el cielo reencuentra su belleza, cubriendo al mundo de esperanza en el mañana.. las estrellas iluminan de paz solidaria entre los pueblos y de amor para todos¨

    Adolfo Payés.

    Te deseo que tengas una fiestas navideñas y de año viejo.. maravillosas con tu familia..

    Un abrazo
    Saludos fraternos.

    ResponderEliminar